Manifiesto Crowd

Juan Freire y Antonio Gutiérrez-Rubí publican un trabajo que va a dar que hablar: Manifiesto Crowd.

Los aperitivos que se han ido publicando (me) han dado para efectuar otras elaboraciones: ahora estamos ante el corpus completo y perfectamente contextualizado.

Mi lectura de los sesenta y cinco prinicipios del manifiesto me conduce a pensar (y a celebrar) que es una brillante puesta al día de las ideas que exponía el Cluetrain Manifiesto. Por ejemplo: ya no arrancamos con “los mercados son conversaciones” sino con “los mercados son relaciones”. En su expresión más mínima, cualquiera que haya moderado un blog personal puede decir que la conversación por sí misma es algo perfectamente sobrevalorado: una caída masiva de visitas desde Menéame servirían de guinda para expresar lo inane de conversar cuando estás fuera de contexto o se carece de sentido. No digamos cuando de lo que hablamos es de una empresa sometida a la moda digital de los medios sociales.

Un segundo ejemplo de puesta al día y generación de precisión: de las relaciones de los mercados pasamos a un enunciado como “Conectividad empresarial no es unir puntos, ni tejer redes… es establecer relaciones para pensar, desarrollar y comercializar conjuntamente”. Un servidor ha publicado – a modo de manual para empresas que se inician en la moda que he mencionado – que se trata de “crear redes y no de usar redes“. Freire y Gutiérrez-Rubí añaden que eso debe contar con una finalidad para que adquiera su dimensión. A mis clientes les digo que todo debe empezar por sus metas como negocio, metas que convertiremos en objetivos mensurables como forma de medir el progreso para los fines perseguidos pero que, desde luego, deben interpretarse como medios y no como razones de ser.

“Establecer relaciones para pensar, desarrollar y comercializar conjuntamente” implica un uso de las tecnologías digitales aplicadas al futuro de una organización absolutamente alejado de la mera comunicación y acumulación de seguidores que nos asola. Lo que no quiere decir que esas cosas no puedan tener su utilidad según qué circunstancias.

Creo que da para varias sesiones de discusión. El libro completo, con licencia creative commons no comercial, puede descargase aquí.

 

Esta entrada fue publicada en Conceptos y definiciones y clasificada en , , , . Ir al permalink.Tanto los comentarios como los trackbacks están cerrados.

2 Trackbacks

  1. […] primer punto del ‘The Cluetrain Manifiesto’ . Bastante tiempo después de esto leía en el blog de Gonzalo Martín un post que aludía a este tema y venía a cambiar una única palabra de la sentencia: los […]

  2. Por ¿Hacemos conversaciones o nos hacen a nosotros? el 4 julio, 2013 a las 12:04

    […] primer punto del ‘The Cluetrain Manifiesto’ . Bastante tiempo después de esto leía en el blog de Gonzalo Martín un post que aludía a este tema y venía a cambiar una única palabra de la sentencia: los […]